verde-edasofia-rocio-montoya

VERDE

Sé que me harás falta, me haremos falta. Y te buscaré en los camellones del periférico y entre las apretadas pirámides de Cuicuilco. Me iré de casa por la mañana cuando la ciudad duerme y me plantaré cerca de los márgenes de la ciudad –que no existen- para invocar a la cigarras muertas.